DB Schenker reducirá sus emisiones de CO2 un 30% en 2020 y un 50% en 2030

La compañía de referencia en gestión y logística de la cadena de suministro aspira a convertirse en el proveedor líder de servicios de logística verde

La consolidación de cargas, el uso de medios de transporte sostenibles o la renovación de la flota son clave para alcanzar sus objetivos

Pionera en responsabilidad medioambiental, permite a sus clientes calcular y optimizar la huella de CO2 de las cadenas de suministro

La compañía de referencia en gestión y logística de la cadena de suministro, DB Schenker, alcanzará en 2020 los objetivos medioambientales que se fijó en 2006. El próximo año habrá logrado reducir el 30% sus emisiones de CO2 y estará más cerca de alcanzar su meta para 2030: una disminución del 50%.

Con el objetivo de convertirse en el proveedor líder de servicios de logística verde, DB Schenker puso en marcha en 2006 una serie de iniciativas pioneras en el sector en términos de responsabilidad medioambiental, entre las que se incluyen la consolidación de cargas, la priorización de modos de transporte más respetuosos con el medio ambiente y el aumento de la eficiencia mediante la renovación continua de la flota. Además, la compañía se esfuerza en el desarrollo de soluciones logísticas ambientalmente sostenibles que permiten a sus clientes calcular y reducir la huella de CO2 de toda su cadena de suministro.

El director general de DB Schenker Iberia, Juan Carlos Moro, señala que “el medio ambiente es un tema clave en la compañía”. Asegura que “existen soluciones ecológicas para todos los modos de transporte: tierra, mar y aire, y también para el almacenaje”, por lo que su compromiso de reducir las emisiones de CO2 abarca toda la cadena de suministro. Según el directivo, “el uso de motores y combustibles innovadores y la implantación de medidas de eficiencia energética nos están ayudando a conseguirlo”.

De hecho, solo en el último año, DB Schenker ha reducido las emisiones de gases de efecto invernadero en un 25,8% en transporte terrestre, un 9,3% en transporte aéreo y un 61,2% en transporte marítimo respecto a 2006. Además, está apostando por la reducción del consumo de energía en sus almacenes para alcanzar el -18% en 2020. Medidas de concienciación entre sus empleados para el consumo responsable de agua, papel, calefacción o aire acondicionado, el cambio de luminaria a LED o la sustitución de todos los elementos que sea necesario renovar por otros ECO son algunas de las iniciativas que está llevando a cabo.

También en su flota, tanto la del personal, donde han reducido el consumo un 25% gracias a los híbridos, como en la del transporte de mercancías, donde avanza hacia la utilización de vehículos híbridos, eléctricos y de carga a gas. Incluso sus alianzas promueven la sostenibilidad, al solicitar a sus proveedores la renovación responsable de la flota antigua.

Incluso parte del negocio de DB Schenker tiene este enfoque, ya que la compañía ofrece soluciones industriales que favorecen el uso de materiales reciclables. Para Juan Carlos Moro “el uso de materias primas secundarias está en consonancia con nuestros objetivos y el de la industria global de reducir la huella de carbono y disminuir el consumo de materias primas principales, por lo que ofrecemos una amplia gama de servicios para la logística del reciclaje de una gran variedad de productos, como los residuos de papel, plásticos, madera o residuos metálicos”.

error0

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *