DHL marca nuevo un hito en el comercio electrónico con su red de distribución europea

El auge del comercio electrónico durante la pandemia mundial por Covid-19 ha impulsado la demanda de la venta por correo y el comercio minorista online en Europa, con tiendas nicho y pequeñas plataformas que tienen que competir con las de mayor tamaño y presencia. Ante esta nueva situación, DHL Supply Chain, especialista en gran logística perteneciente al Grupo Deutsche Post DHL, ofrece a los comercios minoristas acceso a la red europea de 30 centros de e-fulfillment que tiene desplegada en toda Europa, incluyendo el Reino Unido, apoyando sus ventas online. Los centros, estratégicamente ubicados y próximos a los principales núcleos urbanos y puntos de entrega y recogida de paquetería, ofrecen especialización en el procesado, la recogida, el embalaje y el envío de los pedidos online.

En el actual mercado e-commerce, tan competitivo, la velocidad de entrega –junto con el precio del producto- desempeña un papel fundamental en la toma de decisiones del consumidor. Cada vez más clientes esperan recibir su pedido al día siguiente si no el mismo día, lo que hace que la proximidad del almacén del vendedor a la ubicación del comprador sea un factor clave. Es en este punto en el que DHL Supply Chain se posiciona para proporcionar un servicio único a sus clientes, marcando un nuevo hito en eCommerce con una red especializada en comercio online a escala europea.

En palabras de Hendrik Venter, CEO de DHL Supply Chain MLEMEA, «normalmente, el pequeño y mediano comercio carece de capacidad para estar presente en cada país europeo, lo que le aleja de los consumidores y los mercados. Incluso para los minoristas de mayor tamaño mantener ese tipo de presencia suele ser complejo desde el punto de vista financiero y, en muchas ocasiones, no es rentable. Para cubrir estas necesidades DHL ofrece a los vendedores y a las plataformas online una solución de red multiusuario que da a los clientes acceso a todos nuestros servicios logísticos, con modelos flexibles y adaptados a sus necesidades. Podemos apoyar a los clientes a lo largo de toda la cadena de suministro, desde la manipulación y el almacenamiento de entrada de producto, la recogida y el embalaje, la entrega de última milla y la gestión de las devoluciones. Los clientes aprecian especialmente la flexibilidad con la que podemos ampliar estos servicios en función de los volúmenes de pedidos reales, tanto nacional como internacionalmente».

A la luz del Brexit, la propuesta de DHL gana fuerza ya que está disponible para toda la Unión Europea, incluido el Reino Unido. «Entendemos las necesidades de nuestros clientes y la demanda de sus consumidores finales. Requieren una solución de cumplimiento de eCommerce sin fisuras con o sin Brexit y ese es nuestro objetivo”, explica José Nava, CEO DHL Supply Chain UK & Ireland. Para el ejecutivo, «con los desafíos del Brexit y el impacto global de Covid-19, nuestros clientes están dispuestos a hacer que sus cadenas de suministro sean más resistentes, pero al mismo tiempo más flexibles y capaces de responder a las fluctuaciones de volumen y a las posibles barreras en las rutas comerciales globales. Esto también se aplica a las empresas de la UE que quieren servir a sus clientes en el Reino Unido de la manera más eficiente. La reducción de la dependencia de los mercados y las geografías individuales, y el hecho de tener múltiples puntos de almacenamiento en diferentes países se ha acelerado con la pandemia, y eso ha llegado para quedarse. La proximidad al mercado y el hecho de contar con una solución de red escalable aportarán enormes beneficios».

Al agrupar a varios clientes en instalaciones multiusuario de DHL situadas en cada centro e-fulfillment, los minoristas y las organizaciones que adopten una estrategia de venta directa al consumidor se beneficiarán de la fuerza de esta red europea. El modelo mejora significativamente su capacidad para ofrecer el tipo de envío rápido y transparente que demandan los consumidores de hoy en día, a la vez que proporciona exactamente el tipo de flexibilidad que necesitan los minoristas.

Los clientes pueden modificar el alcance del servicio de forma modular por región y/o país en función de sus necesidades y, gracias a los breves plazos de implementación, pueden ampliarlo para adaptarse a los volúmenes de pedidos. La clave es la fuerte presencia regional de DHL Supply Chain en los principales mercados europeos. Un modelo de red bien distribuido puede tener un impacto significativo en los resultados de la organización.

Los clientes que utilizan esta solución de red altamente flexible ya han visto un importante ahorro de costes junto con la mejora de los plazos de entrega. A modo de ejemplo, un cliente del modelo mejoró en un 30 % el coste de su servicio en toda Europa, beneficiándose principalmente de envíos con tarifas nacionales en lugar de internacionales. Los usuarios de la red europea de DHL Supply Chain toman así ventaja de la enorme flexibilidad de los servicios modulares, que se vuelven más atractivos para los clientes finales gracias a un envío más rápido y transparente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Edit Me!