Los Legisladores Británicos trabajan para satisfacer las expectativas y enfrentar las realidades en torno a los controles fronterizos Post-Brexit

El comienzo del año no fue favorable para la economía británica, que fue golpeada simultáneamente por las restricciones del coronavirus y la salida del Reino Unido de la Unión Europea.

En abril de este año, el Reino Unido se enfrentó a la mayor recesión económica en los últimos 20 años. Así lo informó abiertamente Jonathan Atou, especialista en estadísticas económicas de la Oficina Nacional de Estadística. ¿Cómo restaurará el gobierno la economía gravemente debilitada? ¿Cómo afectará la situación actual al turismo y al transporte?

El 4 de julio de 2020, el gobierno del Reino Unido pasó a la siguiente etapa del levantamiento de las restricciones y permitió la reapertura de algunos hoteles e instalaciones de entretenimiento. Las medidas de cuarentena flexibilizadas se han relacionado principalmente con la apertura de pubs y bares, hoteles y otros tipos de alojamiento.

A partir del 10 de julio, los británicos también pueden viajar libremente a países con bajos niveles de infección. El viernes 3 de julio, el Primer Ministro anunció la lista de países con los que el Reino Unido ha creado “puentes aéreos”. Por lo tanto, después de regresar de las vacaciones, los residentes del Reino Unido no serán sometidos a la cuarentena obligatoria, que se había impuesto a principios de junio. Según el periódico británico “The Guardian”, la lista incluye 27 países europeos, 32 estados fuera de Europa y 14 territorios británicos de ultramar. La lista no incluye a los Estados Unidos, Rusia, América del Sur, Africa o la mayoría de los países asiáticos. De Europa, Suecia, Portugal, Eslovaquia, Eslovenia, Estonia, Letonia, Bulgaria y Rumania todavía no aparecen en la lista.

Quedan menos de seis meses para el final del período de transición en las relaciones entre el Reino Unido y la UE. Además de las tareas de fortalecimiento del sector turístico debilitadas después de la pandemia, el gobierno se está centrando en cuestiones relacionadas con el control fronterizo de los flujos de carga procedentes de la Unión Europea.

“A partir del nuevo año, se prevén controles fronterizos completos para las mercancías importadas desde la UE. El Primer Ministro Boris Johnson confirmó que el Reino Unido no prorrogará el período de transición establecido de conformidad con el acuerdo sobre la secesión de la Unión. Esto significa que la fecha límite finalizará el 31 de diciembre de 2020, independientemente del resultado de las negociaciones.

Al mismo tiempo, el gobierno británico determinó que sólo la introducción gradual por fases de los controles fronterizos puede salvar la economía, incluso sin la carga de las consecuencias del coronavirus. Tanto los empresarios como la industria logística han pedido resolver este problema”, comenta Malgorzata Matwiejuk, Directora de la Unidad Koroszczyn de AsstrA-Associated Traffic AG.

Los términos para la futura cooperación entre las Islas Británicas y la Unión Europea se están debatiendo ahora. Gran Bretaña tiene la intención de cerrar un acuerdo de libre comercio. Los términos acordados durante las negociaciones se conocerán a finales de año. Michael Gove, jefe del gobierno de Boris Johnson, dijo que el estado no sería capaz de hacer frente a la introducción de controles fronterizos completos mientras luche contra el coronavirus al mismo tiempo. Por lo tanto, el Reino Unido decidió introducir gradualmente los procedimientos aduaneros. 

Malgorzata Matwiejuk

“Los controles fronterizos se introducirán en 3 etapas:

– A partir del 1 de enero de 2021, los cigarrillos y el alcohol estarán sujetos a control. En el ámbito de las mercancías, como la ropa o equipos electrónicos, se prevén procedimientos aduaneros básicos.

– A partir del 1 de abril de 2021, la importación de productos animales y vegetales requerirá la notificación previa de las autoridades aduaneras y el suministro de documentos veterinarios.

– A partir del 1 de julio de 2021, se pondrá en marcha un sistema de control fronterizo completamente desarrollado. Las declaraciones aduaneras deberán prepararse utilizando tasas arancelarias apropiadas. También será necesario presentar declaraciones de seguridad en el transporte internacional de mercancías.

Una ventaja adicional al importar mercancías es la posibilidad de pagar derechos de aduana posteriores. Los Británico estarán fuera de la Unión Aduanera de la UE y del mercado único, y el Gobierno está tomando medidas para garantizar que la economía británica sienta la transición a una “nueva realidad” lo más ligeramente posible”, comenta Malgorzata Matwiejuk.

Más información: AsstrA

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *