Es un inmenso placer tener la oportunidad de entrevistar en Novologistica a Joan Alcaraz, Director General de TAB Spain y que nos hablado de  algunas inquietudes que teníamos acerca de su nuevo almacén en Barcelona y también sobre sus nuevas baterías de tracción, novedad que se presentará en Logistics 2018 los días 12 y 13 de Noviembre.

Por Ana Rodríguez

Tras un año de funcionamiento ¿qué beneficios de operatividad y eficacia logística tiene el nuevo almacén de Barcelona? ¿Qué novedades técnicas tiene este nuevo almacén?

Cabe destacar que las instalaciones ubicadas en Barberá del Vallés cuentan con 5100 m2 y albergan un almacén con espacio para más de 3150 palets. Su capacidad de almacenaje se calcula en 186 000 unidades convirtiéndose en el almacén de baterías más grande de España. En cuanto a la distribución del edificio, a lo largo de 4150 m2 construidos, ha permitido instaurar un sistema de estanterías dinámicas donde consolidar los pedidos por marcas, resultado de la eficacia de la nueva línea etiquetadora totalmente automática, que permite preparar hasta 5000 baterías diarias. Además, el centro dispone de equipos ingrávidos que nos proporcionan la capacidad de ensamblar 50 baterías de tracción al día. Sin duda, estas dimensiones posibilitan que respondamos a las necesidades de abastecimiento de nuestros clientes. Por otra parte, los 1200m2 habilitados para oficinas también hacen posible que los miembros de la compañía desarrollen su labor con total diligencia y profesionalidad.

¿En qué medida benefician al Medio Ambiente las mejoras de eficiencia y sostenibilidad del nuevo almacén?

Uno de los valores añadidos del nuevo almacén se centra en el respeto por el medioambiente que siempre hemos mantenido para reducir al máximo los niveles de contaminación. Por ello, las instalaciones cuentan con turbinas eólicas con el fin de soportar el consumo de climatización. Además, optamos por iluminación LED con activación combinada por presencia y lumens para cumplir nuestro firme objetivo de preservar el medioambiente. Los potentes filtros instalados en las zonas de carga de baterías multiplican por cuatro los requisitos de las normas actuales en este sentido. Asimismo, el complejo dispone de un punto de recarga para vehículos eléctricos y una compactadora de papel y plástico.

En su opinión, ¿de qué forma beneficia al usuario final la nueva imagen e información técnica de las etiquetas de sus baterías?

El nuevo etiquetaje de nuestras baterías incluye los 4 parámetros exigidos por la nueva normativa, cuya entrada en vigor será noviembre de 2018. Además, en TAB también hemos añadido la reserva de carga. Anteriormente, el etiquetaje solo reflejaba el voltaje (V), la capacidad (Ah) y la potencia de arranque (CCA). La nueva normativa, más exigente, obliga a incorporar más información técnica como la resistencia a ciclos, la capacidad de vibración, la retención de carga y el consumo de agua. Esta modificación contribuye a que el usuario final tenga a su disposición información aún más detallada sobre las características técnicas de la batería, permitiéndole así escoger el producto con más criterio que hasta ahora.

¿Cómo afectan los planes de formación de los distribuidores TAB al cliente final?

Ofrecer una formación de calidad acorde con las necesidades del momento es nuestra principal premisa. Las baterías han sufrido una evolución paralela a la de los vehículos, marcada a su vez por los cambios tecnológicos, para satisfacer las crecientes necesidades en cuanto a consumo eléctrico. Por ello, en TAB hemos adaptado nuestra propuesta formativa a la nueva realidad de las baterías volcándonos en el papel que éstas desempeñan en las nuevas motorizaciones (start-Stop, híbridos, eléctricos, etc.). En este sentido, hemos diseñado un ambicioso plan de formación 2018/2019 dirigido principalmente a distribuidores, montadores e instaladores de baterías de arranque. Nuestro propósito consiste en impartir un máximo de 100 formaciones y alcanzar a entre 1500 y 2000 profesionales.

En este contexto tan cambiante del que hablamos es esencial, por ejemplo, que el instalador tenga la capacidad de discernir qué producto necesita el cliente final en función de sus necesidades, y por ello la formación desempeña un papel determinante. Así, si ésta es adecuada redundará en la calidad de la atención que reciba el cliente.

¿Puede contarnos algunas de las próximas novedades de TAB para el futuro próximo en el sector de la Logística? ¿Tienen pensado ampliar su catálogo de baterías de tracción para este año?

Acabamos de lanzar al mercado la nueva gama para vehículos pesados con sistema de recirculación de electrolito que aumenta hasta en un 30% las prestaciones de una batería convencional, imprescindible para camiones que, como ocurre actualmente, cada vez requieren mayor eficiencia energética para atender sus complejos equipos eléctricos.
En cuanto a tracción, simultáneamente presentaremos en noviembre en Logistics Madrid la nueva gama de baterías de bajo consumo, las ATEX con sistema antiexplosión, y las de Litio. Todo ello, además, de nuestra gama de GEL ya bien conocida.

¿Cómo ve la evolución del crecimiento de TAB en este año con respecto al año pasado?

Nuestro ejercicio correspondiente al 2017 culminó con un crecimiento del 12% en nuestras tres ramas de baterías: arranque, tracción y estacionaria. En cuanto a las previsiones de crecimiento para este año se estiman en un 20%. Nuestro propósito consiste en situar a la compañía en el lugar que se merece y obtener un reconocimiento a nivel de marca que se corresponda con el que ostenta en cuanto a volumen de mercado. Asimismo, mantendremos nuestra estrategia basada en primar calidad frente a precio. Esta filosofía nos ha permitido consolidar clientes aunque el escenario no fuese el más indicado.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *