Icontainers asegura que incidentes como del Maersk Honan aumenta la importancia de asegurar las cargas

Maersk Honam ha declarado el siniestro como “avería gruesa” (general average), lo que significa que todas las pérdidas se dividirán entre la carga que ha sobrevivido al desastre

Los clientes sin cobertura ante una contingencia de esta clase afrontarán un impacto financiero por la parte proporcional al daño producido

iContainers, el transitario 100% online, considera que incidentes como el incendio declarado en el buque Maersk Honam a principios de marzo en el Mar Arábigo constituyen un claro recordatorio de la importancia del seguro de carga. El incendio, que duró cinco días, se cobró la vida de al menos cuatro miembros de la tripulación y causó daños a cientos de contenedores.

“Dado que Maersk ha declarado ‘avería gruesa’ (general average), los costes de los daños tendrán que ser divididos entre los expedidores cuyas cargas hayan sobrevivido al siniestro, incluyendo los daños del buque, el remolque, la limpieza o los trámites legales”, asegura Klaus Lysdal, vicepresidente de ventas y Operaciones en iContainers.

Según iContainers, el incendio del Honam subraya la importancia de invertir siempre en seguros de carga. Por ley, todas las navieras están obligadas a ofrecer un seguro mínimo, si bien la cobertura suele ser limitada. Por esta razón, iContainers aconseja a sus clientes contratar coberturas adicionales para protegerse ante imprevisibles escenarios adversos.

“Como expedidor, lo mejor que se puede hacer es contratar un seguro de carga adicional para proteger aún más la mercancía y amortiguar posibles daños financieros. El hecho de que la naturaleza y los fenómenos atmosféricos sean imprevisibles, hace que el seguro se convierta en una inversión valiosa: ofrece cobertura a la carga mientras está almacenada y en tránsito y llega hasta el comprador “.

En un caso como el del Maersk Honam, contar con un seguro de carga no solo facilita los procesos financieros posteriores al envío, sino también los relacionados con la logística. Lo normal es que todavía pase un tiempo hasta que el buque construido en 2017 pueda atracar. Las autoridades portuarias querrán asegurarse antes de que los incendios a bordo se han extinguido, con el fin de poder determinar las condiciones en que se encuentra el Honam.

“En el caso de los clientes que tengan seguro, la presentación de la correspondiente reclamación a través de su compañía aseguradora les ayudará a acelerar el proceso de liberación de su carga”, explica Lysdal.

“Además -añade-, las reclamaciones se procesan generalmente más rápido a través de las compañías aseguradoras. En cambio, sin seguro, el cliente puede quedar atrapado en la responsabilidad que asumen las navieras y que figura en la parte posterior del conocimiento de embarque: 500 dólares por unidad “.

El gigante naviero danés, en relación con este siniestro, ha declarado “avería gruesa” (general average), lo que significa que todas las pérdidas se dividen entre la carga que ha sobrevivido al desastre. Por tanto, a menos que los expedidores hayan comprado un seguro con cobertura ante una “avería gruesa”, todos estarán obligados a pagar una parte proporcional del daño.

“Sin seguro de carga, es probable que la carga sea rehén del pago de esos cargos. Sin seguro, simplemente, no se puede ganar nada o casi nada “, dice el Sr. Lysdal.

Acerca de iContainers
iContainers es la plataforma digital que está revolucionando el transporte marítimo de mercancías. Combinando tecnología, experiencia y personalización de servicios, su plataforma permite a importadores y exportadores de todo el mundo comparar múltiples tarifas de transporte marítimo en segundos y realizar la gestión integral de la reserva: desde la cotización hasta el seguimiento del contenedor, pasando por el despacho de aduanas o la subida de documentos online. iContainers dispone de más de 250.000 rutas de transporte marítimo en todo el mundo y más de 7.000 clientes han gestionado ya sus cargas con la plataforma en sus 10 años de experiencia.
iContainers está presente con oficinas propias en Barcelona (España), Miami (Estados Unidos), Santo Domingo (República Dominicana) y Rotterdam (Holanda).

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *