El Opel Combo-e Cargo ya admite pedidos

El nuevo Opel Combo-e Cargo, fabricado en el Centro de Vigo de Stellantis, ya admite pedidos. Los precios de este vehículo comercial ligero (LCV) 100% eléctrico del fabricante alemán comienzan en unos atractivos 18.900 euros para el acabado Express, 19.500€ para el select y para la versión en exclusiva doble cabina, desde 20.000€ (PVPR con ayudas plan Moves). Además de un volumen de carga y la carga útil líderes en su segmento (hasta 4,4 metros cúbicos y hasta 800 kg respectivamente), la furgoneta compacta 100% eléctrica ofrece asientos para hasta cuatro pasajeros más el conductor en su versión doble cabina. En función del perfil de la ruta y de las condiciones, el nuevo Combo-e Cargo puede recorrer hasta 275 kilómetros con una sola carga de su batería de iones de litio de 50 kWh (WLTP[2]). La batería se puede “recargar” hasta el 80% de su nivel máximo en unos 30 minutos en los puntos de carga públicos.

Al igual que sus galardonados hermanos con motores gasolina y diésel, la furgoneta compacta de cero emisiones tampoco hace concesiones en cuanto a funcionalidad, confort o seguridad. La amplia gama de tecnologías y sistemas de asistencia a la conducción líderes en su segmento abarcan desde la alerta por fatiga del conductor y el reconocimiento de señales de tráfico hasta la alerta de colisión frontal con frenado automático de emergencia y detección de peatones. Especialmente importante para la seguridad de otros usuarios de la carretera es la cámara de visión trasera panorámica, que ayuda a evitar accidentes con ciclistas y peatones al girar hacia la derecha. Dos cámaras son las encargadas de proporcionar visibilidad hacia atrás y hacia los lados.

El Combo-e Cargo representa la opción ideal de vehículo 100% eléctrico para quienes optan por la “movilidad verde”, como las pequeñas empresas y los autónomos, especialmente en las áreas metropolitanas; en las que las restricciones pueden limitar el acceso al centro de la ciudad únicamente a los vehículos de cero emisiones.

Según la oferta en cada mercado, el Combo-e Cargo está disponible en dos longitudes. La versión de 4,40 metros de longitud tiene una distancia entre ejes de 2.785 milímetros, puede transportar objetos de hasta 3.090 mm de longitud y tiene un volumen de carga de hasta 3,8 m3. La versión XL de 4,75 metros de longitud tiene una distancia entre ejes de 2.975 milímetros y un volumen de carga de hasta 4,4 m3 que puede albergar objetos de hasta 3.440 mm de longitud.

El Combo-e Cargo ofrece una carga útil de hasta 800 kg y una capacidad de remolque de 750 kg, líderes en su segmento.

El nuevo Combo-e Cargo también puede transportar personas. Con la base de la versión extralarga XL, la versión de doble cabina tiene capacidad para cinco ocupantes, que se mantienen seguros, a salvo de la carga o las herramientas almacenadas en el maletero, gracias a la mampara de separación; con una abertura que permite transportar artículos especialmente largos.

Sistema de propulsión eléctrica: perfecto para los entornos urbanos y las carreteras

Gracias a los 100 kW (136 CV) y 260 Nm de par del sistema de propulsión 100% eléctrico, el Combo-e Cargo no sólo es perfecto para los entornos urbanos, también lo es fuera de la ciudad. En función de la versión, el Combo-e Cargo puede acelerar de 0 a 100 km/h en solo 11,2  segundos[3], mientras su velocidad máxima -limitada electrónicamente- es de 130 km/h. Un sofisticado sistema de frenada regenerativa con dos configuraciones que puede seleccionar el usuario aumenta aún más su eficiencia.

Preparado para todo: variedad de opciones y servicios que eliminan la preocupación por la carga 

El Combo-e Cargo está preparado para recibir energía de una gran variedad de infraestructuras y con muchas opciones de carga, que van desde el punto de carga en pared hasta la carga rápida o incluso al cable para cargar desde un enchufe doméstico si es necesario. En una estación de carga pública de CC de 100 kW, la carga de la batería de 50 kWh al 80 por ciento precisa tan solo alrededor de 30 minutos.  

Los profesionales que necesitan mayor distancia al suelo y una tracción superior sobre superficies deslizantes, como barro, arena o nieve, pueden elegir en el Combo-e Cargo la configuración de “obra”, que incluye el sistema de control de tracción electrónico IntelliGrip.

El nuevo Combo-e Cargo se une al Vivaro-e como el último miembro de la familia de vehículos comerciales 100% eléctricos de Opel. El próximo modelo, el nuevo Movano-e, también se lanzará en 2021. Lo que significa que para entonces toda la gama de vehículos comerciales ligeros de la marca tendrá su versión eléctrica a finales de este año. Opel ofrecerá una versión electrificada de cada uno de sus turismos y comerciales para 2024.

Los sistemas para realizar pedidos quedarán abiertos desde la semana 42.

El proyecto de industrialización del vehículo eléctrico en el Centro de Vigo de Stellantis cuenta con el apoyo de la Xunta de Galicia a través del Instituto Gallego de Innovación (GAIN).


[1] Con freno, pendiente del 12 por ciento.

[2] La autonomía se ha determinado de acuerdo a la metodología del procedimiento de prueba WLTP (R (CE) nº 715/2007, R (UE) nº 2017/1151). La autonomía real puede variar en condiciones de uso cotidianas y depende de varios factores, en particular del estilo de conducción de cada uno, las características del trazado, la temperatura exterior, el uso de la calefacción y el aire acondicionado y el preacondicionamiento térmico.

[3] Datos provisionales.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *